Prohibido olvidar

Presidente Hernández

Por: Oscar Miguel Marroquín

Cuando vemos que Elvin Santos miembro y dirigente del Partido Liberal aparece en la lista de corruptos mencionados por la MACCIH, no nos queda otra alternativa que es la de recordar que fue este partido político precisamente el que sumió a Honduras en esta crisis política, que por demás está decirlo, no tiene fin.

Todos y todas tenemos prohibido olvidar aquel golpe de Estado del 28 de junio contra un presidente legalmente elegido por el pueblo, debemos recordar también como por órdenes directas del Partido Liberal el ejército asesinó a muchos ciudadanos hondureños, por el solo hecho de exigir se devolviera la presidencia a su legítimo dueño José Manuel Zelaya.

Esto, absolutamente todo esto nos obliga a decirle al señor Luis Zelaya que su partido no solamente está involucrado en actos de corrupción, lo está también en actos de crímenes contra la humanidad, que es mucho más grave aún.

El partido Liberal cogobernó con el Partido Nacional en los primeros cuatro años del gobierno de Juan Orlando Hernández, y eso lo sabe de sobra el señor Luis Zelaya, como también sabrá de sobra lo que Erick Rodríguez esconde con respecto al FRAUDE ELECTORAL recién pasado, y por el cual medio centenar de ciudadanos hondureños han sido asesinados a manos del ejército hondureño y por orden expresa de Juan Orlando Hernández.

El dirigente Elvin Santos es solo una pequeña muestra de la podredumbre existente dentro del Partido Liberal, a mi juicio, el señor Luis Zelaya no debería estarse rasgando las vestiduras de esta manera, más bien si tuviera un tanto de honor debería pedir públicamente PERDÓN al pueblo hondureño por todos los crímenes cometidos.

Pedir PERDON por haber co-gobernado con un partido político lleno de narcotraficantes, corruptos y criminales, esa quizá sería una respuesta coherente, más que estar intentando justificar que él es un punto y aparte de todo lo antes ocurrido a su llegada como dirigente del Partido Liberal.

El dolor que tanto el Partido Nacional como el Liberal le han causado al pueblo hondureño es indescriptible, de esto dan cuenta periódicos de todas partes del planeta, no es entonces un puro invento o capricho de quien suscribe este artículo.

Los que recordamos todas estas atrocidades contra la humanidad de los hondureños, somos quizá una forma de interpelación para quienes dieron la orden directa de asesinar o cometer actos de corrupción como lo esclarecido por la MACCIH hace tan solo unos días atrás con relación al Elvin Santos y otros abominables personajes de la vida política.

El pueblo señor Luis Zelaya, tiene prohibido olvidar todas estas atrocidades. 

Compartir Artículo

7 comentarios sobre “Prohibido olvidar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *