Criterio.hn y la libertad de expresión

Por: Ondina Maldonado Zavala

Cuando la verdad se castiga, la mentira se convierte en ley

A pesar que nuestra carta Magna nos faculta en los artículos 72 “Es libre la emisión del pensamiento, por cualquier medio de difusión, sin previa censura” Artículo 73 “No podrán ser decomisados, ni confiscados, ni clausurados, o interrumpidas sus labores” y el Artículo 74 “No se puede restringir el derecho de emisión del pensamiento”, nos encontramos con que  “Las instituciones que estudian y evalúan la libertad de expresión en Honduras coinciden en señalar que los mayores problemas del país son la inseguridad generalizada para los periodistas, la impunidad, la lenta adaptación de la legislación nacional a la normativa internacional sobre libertad de expresión, la falta de independencia de los medios y la tensión entre el gobierno” Observatorio de la Libertad de Prensa en América Latina”. 2007

¿Cuáles son los riesgos de ser íntegro en los medios de comunicación en Honduras? ¿Cuáles son las garantías que tienen los periodistas y todo profesional de las comunicaciones en el país, para preservar su integridad física, psicológica y laboral? ¿A qué se llama delitos de Honor en el Código Penal de Honduras? ¿Cuál es el papel que cumplen los medios de comunicación independientes en el país? ¿Cuál es el riesgo de coartar la libre expresión, en un país carente de procesos democráticos transparentes, sólidos, incluyentes y visionarios?

 “El ejercicio de esta profesión en forma ética, responsable e independiente, se ha convertido en una profesión de alto riesgo, ya que los periodistas ponen en peligro sus vidas y la de sus familiares, principalmente cuando le dan cobertura a denuncian y problemas generados por la incapacidad o corrupción de funcionarios públicos, o personeros del crimen organizado, el narcotráfico, violaciones a los derechos humanos y los actos de corrupción gubernamental”  Informe sobre el Estado General de los Derechos Humanos en Honduras. CONADEH, 2013.

Continúa el Observatorio de la Libertad de Prensa en América Latina, 2007, que “Otro de los problemas es el lento avance de la adaptación de la legislación nacional a la normativa internacional en esta materia». Por lo cual “La inclusión de los delitos contra el honor en el Código Penal provoca autocensura entre los periodistas, que temen ser enjuiciados si divulgan actividades corruptas y delitos cometidos por los que detentan el poder. Los ejemplos en este sentido aún están frescos en la memoria y algunos de estos casos fueron desestimados por los tribunales. Si esta cláusula está destinada a proteger el honor, debe aplicarse imperativamente el Código Civil y no el Código Penal”.

El camino hacia una democracia verdaderamente participativa e incluyente, lógicamente es la libre expresión, de la que pueden hacer uso los periodistas, escritores y cualquier persona que, a través de diferentes formas de análisis y reflexión, sean capaces de hacer propuestas lógicas y coherentes a las grandes necesidades de evolución de la sociedad.

Para el director gerente del Banco Mundial, José Daboub, “la libertad de expresión, la democracia, las reglas del juego claras y la promoción de instituciones fuertes que garanticen la seguridad jurídica y personal, son pasos previos y condiciones necesarias para combatir la pobreza con eficacia, a través de la generación de empleo”.

Prosigue argumentando que “Es sumamente importante que exista libertad de expresión, que existan canales para que los ciudadanos puedan canalizar sus energías, que existan Estados que les den a los ciudadanos las garantías y la seguridad que necesitan, esos son factores importantes para el desarrollo”.

El Relator Especial de Naciones Unidas sobre el derecho a la libertad de opinión y expresión, Frank la Rue, manifestó su preocupación por el actual clima de violencia, y la criminalización hacia las radios comunitarias en Honduras, “los Estados frecuentemente limitan o restringen la libertad de expresión arbitrariamente, incluso recurriendo a leyes penales o acciones civiles, a fin de silenciar el disenso o la crítica”.

La Ley de Emisión del Pensamiento, en su Artículo 1, afirma que “Las libertades de expresión del pensamiento e información son inviolables. Este derecho incluye el de no ser molestado a causa de sus opiniones, el de investigar y recibir informaciones y el de transmitirlas y difundirlas por cualquier medio de expresión”.

A tres años de funciones del medio de información independiente de Honduras, Criterio.hn, no ha sido fácil la tarea de informar la realidad tal y como la captan cada uno de los aportantes a la construcción de una democracia pura, consciente y libre, que concede al pueblo el derecho a elevar su voz, de persuadir y de elevar la conciencia hacia el conocimiento de los derechos humanos.

El representante de la Sociedad Interamericana de Prensa SIP, en Honduras, Rodolfo Dumas, asegura que “el único estorbo que le queda al régimen actual es precisamente la prensa independiente, que actúa de manera acuciosa, y es la única que sigue señalando las irregularidades que comete la administración”.

Poniendo en las manos del Divino Creador del Universo, éste medio de información digital, para que siga representando a los miles de hondureños, que coinciden y apoyan las diferentes propuestas, opiniones y expresiones, que emanan del propio pueblo: ¡porque es así como se construye la democracia!!!

Compartir Artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *