Estudiante Eduardo Urbina está en Costa Rica esperando trámite de asilo político

Publicidad

Por: Redacción CRITERIO

redaccion@criterio.hn

Tegucigalpa.- Gilberto Ríos dirigente del Partido Libertad y Refundación (Libre), dijo que este caso del estudiante Eduardo Urbina es un caso paradigmático de como el Estado hondureño está persiguiendo a los luchadores sociales.

Ríos dijo además que es clara la intervención y el asesoramiento de la exrectora de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH) Julieta Castellanos, porque la persecución no solo fue contra los dirigentes estudiantiles en su momento sino también contra los dirigentes estudiantiles que se involucraron en la protesta contra el fraude electoral.

El dirigente de Libre señaló que, “ellos tenían información que iba a proceder contra Urbina involucrándolo con un falso positivo donde el ejército hace una acción y culpa a un dirigente popular de ella, que fue lo que ocurrió en diciembre”, dijo Ríos.

Publicidad

Ante esta situación la dirigencia de Libre decidió sacarlo del país con la ayuda del Comité de Familiares Desaparecidos en Honduras (Cofadeh) y los militares culparon a Urbina cuatro días después que él había abandonado el país, dijo Ríos conocido como “El Grillo”.

De esta salida están los sellos de entrada y salida del país hacia Costa Rica, por lo tanto, Migración puede certificar que Eduardo Urbina no se encontraba en el país, como lo aseguran los cuerpos represivos del Estado.

A Urbina se le vencieron los tres meses de estadía como turista en Costa Rica. Entonces él se acercó a la frontera para renovar su estadía y se encontró con una alerta migratoria con orden de captura y como es un ciudadano con solicitud de asilo, el Estado de Costa Rica no lo puede deportar y con esto se demuestra la campaña de desprestigio y persecución política.

Publicidad

Eduardo Urbina,  está detenido en un centro de migración y protegido por las agencias de Naciones Unidas que se encargan del tema de los perseguidos políticos a nivel internacional y Costa Rica está evaluando su caso y sabe que no lo pueden regresar a Honduras porque sería entregarlo en las garras de quienes lo persiguen.

Publicidad
Publicidad
Compartir

Este sitio web utiliza cookies.