¿Por qué no se le permitió el ingreso a Pepe Lobo a la audiencia inicial de su esposa?

Por: Redacción CRITERIO

redaccion@criterio.hn

Tegucigalpa.-Diversas son las razones por las cuales no se le permitió hoy el ingreso al expresidente de Honduras, Porfirio Lobo Sosa,  a la sala donde este día se ha llevado a cabo la audiencia inicial sobre el proceso que se le sigue a su esposa, Rosa Elena Bonilla de Lobo.

Noticia Relacionada: “Pepe” Lobo llega a los tribunales a acompañar a su esposa, pero le niegan la entrada

La interrogante ha sido respondida por el vocero de la Corte Suprema de Justicia, Melvin Duarte, quien comenzó diciendo que, en primera instancia es facultad de los jueces permitir o no la presencia de personas no vinculadas al proceso como parte de cualquiera de las causas.

Argumentó además que durante las audiencias iniciales no ha sido usual el ingreso de personas ajenas y sólo con la debida argumentación se ha permitido la presencia de otros entes, como el caso de la Misión de Apoyo Contra la Corrupción y la Impunidad en Honduras (MACCIH), Consejo Nacional Anticorrupción (CNA) y el Comisionado Nacional de los Derechos Humanos (Conadeh).

En el caso de la MACCIH dijo que su presencia obedece porque es una instancia coadyuvante, de acuerdo al convenio establecido entre la Organización de Estados Americanos (OEA) y el  Estado de Honduras, como parte de un ente acusador e investigador en materia de corrupción e impunidad.

En el caso del CNA, refirió que ha facilitado pruebas al Ministerio Público, y ha actuado como veedor y el Conadeh, porque da seguimiento a algunas denuncias presentadas por la defensa en el marco de este proceso.

El portavoz judicial justificó que no existe ningún argumento para que los cónyuges de los acusados participen en las audiencias. Asimismo que en aras de la independencia judicial es facultad de los jueces y con las argumentaciones del caso, permitir y no permitir la presencia de ciertas personas en los juicios.

Dijo además que tampoco se sabe si Lobo Sosa pudiera convertirse más adelante en testigo de la causa que se le sigue a su esposa.

Finalmente expuso que hay situaciones de orden y organización que también deben observarse como es la presencia de personas armadas dentro de las salas de los juicios y los elementos de seguridad del expresidente, “no quisieron despojarse de sus armas”.

Por lo tanto se les pidió  por parte de la juez y de manera muy respetuosa que no se les iba a permitir su presencia.

Al respecto la abogada defensora de la ex primera dama, Rosa Elena Bonilla Martínez, dijo que lo ocurrido con el expresidente Lobo Sosa, es una violación de los principios constitucionales y de la publicidad de los actos procesales, ya que sin fundamento alguno fue expulsado de la sala.

“Si el acto procesal es público puede entrar cualquier persona a presenciar una audiencia. Si es privado, entonces, la secretividad es para todas las partes y nadie puede entrar más que los apoderados legales”, alegó.

La ex primera dama de Honduras, Rosa Elena Bonilla de Lobo, ha sido acusada por los delitos de malversación de caudales públicos, lavado de activos y asociación  ilícita, al apropiarse de 16 millones de lempiras provenientes de fondos públicos, para lo cual se conformó una red de corrupción en la que participaron al menos nueve personas.

Compartir Artículo

6 comentarios sobre “¿Por qué no se le permitió el ingreso a Pepe Lobo a la audiencia inicial de su esposa?

  • Argentina Umana
    el marzo 2, 2018 a las 11:14 pm
    Permalink

    A estos políticos ni pena les da que su esposa(o),lo vinculen a este tipo de delitos o que la lleven con chachas a la carcel,y hasta sonrìen como si fuera broma lo que les sucede por tener las manos largas.

    Respuesta
  • Argentina Umana
    el marzo 2, 2018 a las 11:14 pm
    Permalink

    A estos políticos ni pena les da que su esposa(o),lo vinculen a este tipo de delitos o que la lleven con chachas a la carcel,y hasta sonrìen como si fuera broma lo que les sucede por tener las manos largas.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *