La traición de Nasralla y la política del imperio

Por: Tomas Andino Mencía

Las recientes declaraciones de Nasralla han causado mucha confusión y controversia, y no es para menos, tratándose del candidato presidencial de la Alianza. En su comparecencia oficial, dejo claras cinco cuestiones: 

1) Que terminó su “contrato” como candidato de la Alianza y no seguirá asumiendo ese rol; lo cual significa que no pretenderá seguir reclamando su triunfo en las elecciones del pasado 26 de noviembre. Su “justificación” es tan pobre como su validez: que “no se pudo” porque el gobierno de los Estados Unidos reconoce a JOH y no a él como ganador. Esto es simplemente derrotismo mezclado con sumisión ante el imperio.

2) Que la Alianza también “queda disuelta”. Una pretensión liquidadora que no le corresponde, porque la Alianza es más que Nasralla, sino un acuerdo entre el Partido LIBRE y el PINU, además de los sectores desertores de los otros partidos, en especial del PAC y el PN.  

3)  Que la OEA ha acordado proponer una “nueva elección”, cuya propuesta en pocas semanas ese organismo definirá con una iniciativa formal en 2018.

4) Que solo sobre el tema del nuevo proceso electoral Nasralla se sentaría a dialogar con JOH; lo que indica que se reconoce al dictador como parte contendiente del próximo proceso electoral, en una nueva violación a la Constitución. 

5) Que, “si el pueblo se lo pide”, él podría ser candidato de nuevo, pero ya no con esta Alianza; dejando abierta la posibilidad de integrar otra Alianza, inevitablemente con el Partido Liberal.

A pesar que muchos no quieren decirlo por su nombre, el giro dado por Nasralla con estas declaraciones solo puede calificarse de una vil TRAICION a un Pueblo que ha dado lo mejor de sí por llevarlo al podio presidencial. Lo deja colgado, vendido, en el mejor momento de la batalla, a costa de más de treinta compañeros y compañeras asesinados por defender su candidatura. Este cobarde así les paga. 

LAS RAZONES DE SU INEFICACIA

Esto ocurre porque Nasralla fue cooptado por el gobierno gringo, o por un sector de este, vinculado al Congreso norteamericano, para que rompa su vínculo político con el Partido LIBRE, específicamente con Mel Zelaya, porque el gobierno de Trump, con su tradicional primitivismo, no soporta la idea de un Nasralla influenciado por un supuesto representante del Socialismo del Siglo XXI. Esto confirmaría la denuncia que hizo Mel hace unos días en el sentido que el Departamento de Estado ha venido haciendo esfuerzos por dividir la Alianza de Oposición contra la Dictadura. 

Sin embargo, la oferta de Almagro, que Nasralla se ha comprado con tanta ilusión, apenas tiene sustento en la realidad: 

1) La hace un burócrata de la OEA que no tiene poder de decisión sobre ese tema; lo tendría la Asamblea General y solo en aplicación de la Carta Democrática, pero dicho organismo se reunirá una fecha aún no determinada de 2018, sin que exista garantía de que se realizara antes de que JOH tome posesión.

2) Aunque se reuniera a tiempo, se requerirían dos tercios de los votos para aprobarla (23 votos de los 34 países), cuando el gobierno de Estados Unidos, que se opondría, tiene control sobre 20 votos, por lo menos, como se demostró en la pasada 47ª Asamblea General de 2017; es decir, que tiene pocas posibilidades de ser aprobada.

3) La propuesta resulta políticamente inviable en el contexto de un Estado totalmente controlado por la dictadura, aunque fuera aprobada. Por ejemplo, no define en base a que mecanismo se obligaría al Tribunal Supremo Electoral de Honduras  a retroceder en su decisión, ya formalizada en La Gaceta, de declarar ganador a JOH; no aclara quien gobernaría el país, sin que sea ninguna de las instituciones del Estado corrompidas y sumisas a JOH;  ni tampoco aclara como se evitaría que, en el hipotético caso de que la oposición resultara vencedora, la Corte Suprema de (In)justicia y las mismas Fuerzas Armadas, no revertirían el resultado mediante un golpe técnico o militar.

4) En el caso de que pudiera realizarse, superando todo lo anterior, la propuesta de Almagro está diseñada para beneficiar a JOH, por lo siguiente: 

a) desconocería el triunfo de la Alianza de Oposición sobre JOH logrado el pasado 26 de noviembre; 

b) el TSE tendría que elegirse en el actual Congreso Nacional, donde el PN tiene control; 

c) se iría con la misma Ley Electoral, pues el Partido Nacional se resistiría a reformarla en el Congreso, como lo hizo en el pasado; 

d) le daría una segunda oportunidad  a JOH de postularse, a pesar de que sería una nueva violación a la Constitución; y,

e) dividiría la oposición porque, al salir Nasralla de la Alianza de Oposición contra la Dictadura, probablemente pase a hacer una alianza con el Partido Liberal (la cual contaría con el aval gringo), en cuyo caso LIBRE estaría obligado a postularse por aparte con su candidata o candidato, si quiere mantener su legalidad, con el resultado de que la oposición a JOH iria dividida en dos grandes bloques, dándole la oportunidad a JOH de imponerse. 

En comparación con esa débil propuesta, la vía que lleva el Departamento de Estado gringo, que refleja la posición de Trump, parece tener más posibilidades de éxito pues se asienta en el reconocimiento del “triunfo” de JOH, formalmente certificado por una institucionalidad sumisa a este. 

Trump no cedería en este punto por dos razones: primero, porque así se mantendrá en el poder un gobierno servil y lacayo, y no lo sustituirá un gobierno de dudosa influencia de la centro-izquierda; y segundo, porque no necesita demostrar coherencia política, cuando se trate de enfrentar los casos de Venezuela y Cuba, pues hoy día aplica una política que no respeta los consensos regionales, sino la imposición unilateral de sus dictados, como ocurre en el caso de la declaratoria unilateral de Jerusalén como capital de Israel y las sanciones también unilaterales que impone a Venezuela y Corea. Es decir, no estamos ante un caso similar cuando el Estado de Honduras fue aislado por el golpe de Estado de 2009; el contexto es muy diferente. 

DOS VIAS PARA LOS MISMOS OBJETIVOS: FAVORECER A JOH Y DESACTIVAR LA INSURRECCION POPULAR

Pero la divergencia entre Trump y la OEA es solo una apariencia, o en todo caso, una diferencia secundaria de enfoque. En realidad, tanto la política de la OEA y de un fuerte sector del Congreso Norteamericano, como la del Departamento de Estado, tienen en el fondo una pretensión principal, que es desmontar la enorme movilización popular que se desato desde el 28 de noviembre, la cual, con el método de las tomas de carreteras, está asfixiando la economía capitalista en Honduras.  

De hecho, cada vez que la movilización popular amenaza la estabilidad política y económica de un país de la órbita de Washington, aparece la OEA con planes y pactos ilusos que buscan conducir dichos procesos a su derrota o desviarlos hacia procesos electorales donde rematan con fraudes o candidatos decepcionantes, como ocurrió en julio y septiembre de 2009 y en mayo de 2011, en la época de la Resistencia al golpe de Estado. El imperio teje fino sin duda alguna.

LA UNICA VIA PARA SACAR AL DICTADOR 

Frente a ese escenario, la única via por la cual podrá ser derrotada y expulsada la dictadura es relanzar y fortalecer la movilización popular que inicio en noviembre de este año, como nunca se había dado en la historia reciente. Es cierto, que en este momento la ola insurreccional atraviesa un momento de confusión, por diversas razones, pero ha quedado demostrado que la asfixia de la economía capitalista, es el único mecanismo de protesta que surte efecto. Con apenas unos días de paro nacional, mediante tomas de carreteras, el COHEP  y  la CICC aúllan descontroladas, y la economía capitalista convulsiona. Eso demuestra que el Paro Nacional insurreccional da en el clavo para lograr el objetivo de sacar a JOH.

Nota relacionada Salvador Nasralla “tira la toalla” y espera un milagro de la OEA

Por supuesto, la movilización debe mejorar en profundidad, amplitud, duración  y organización. Pero ese es objeto de otro trabajo. Baste lo dicho para demostrar que la solución de sacar a JOH, es impedir que tome posesión mediante la reactivación de la insurrección popular en enero del próximo año. 

Pero los preparativos deben ser hechos de la manera más democrática y participativa posible, desde ahora. Para eso es necesario un Encuentro Nacional de Luchadores (as) a efectuarse este año, a fin de sacar las lecciones del movimiento y diseñar una estrategia de lucha que conduzca a tal fin. 

La salida de la dictadura no se logrará confiando en sus aliados imperialistas, sino en la organización y movilización del Pueblo mismo.

34 comentarios en “La traición de Nasralla y la política del imperio

  • el septiembre 7, 2019 a las 6:29 am
    Permalink

    What’s Taking place i am new to this, I stumbled upon this I have discovered It absolutely helpful
    and it has aided me out loads. I hope to give a contribution & help other customers like its aided me.
    Great job.

    Respuesta
  • el diciembre 23, 2017 a las 9:29 pm
    Permalink

    Me parece que este comentario hubiese sido mas positivo si se hubiera dirigido a recomendar a los diferentes líderes y personas que con mucho tino fueron capaces de encontrar avenidas de entendimiento para conformar lo que ahora se conoce como ALIANZA, no podemos ignorar que la ALIANZA aún continúa, que quienes en realidad la conforman son los partidos LIBRE-PINU, me parece que están exagerando, mejor tratemos de orientar de manera mas POSITIVA.

    Respuesta
  • Pedro Rojas
    el diciembre 23, 2017 a las 4:42 pm
    Permalink

    ALGUIEN CERCANO A LOS JEFES DE EMISORAS UNIDAS , ME CONTÓ QUE A NASRALLA LO MANDÓ A LLAMAR FERRARI PARA DECIRLE QUE TENÍA QUE RETIRARSE DE LA ALIANZA PORQUE ESTABA «PONIENDO EN RIESGO LA DEMOCRACIA DE HONDURAS Y CONTRIBUYENDO A UNA SEGUNDA VENEZUELA» SI SEGUÍA AL LADO DE MEL ZELAYA Y «LIBRE». Y siendo empleado de Ferrari le obedeció sumisamente, porque no podía poner en riesgo los millones que anualmente recibe Nasralla en concepto de comisiones por venta de publicidad para Televicentro y también los millones que tiene acumulados en concepto de prestaciones por más de 40 años de trabajar para esa empresa. EN POCAS PALABRAS, NASRALLA TRAICIONÓ LA LUCHA POPULAR A CAMBIO DE SUS INTERESES PERSONALES. ¡¡ TODO UN CANALLA Y DESGRACIADO VENDIDO !

    Respuesta
    • el diciembre 24, 2017 a las 8:58 am
      Permalink

      Pedro: No te pierdas, TODOS los politicos anteponen sus intereses personales a los del pueblo. Ese es el punto de la politica, hacerse rico abanderando las causas de los demas. Tanto Mel como JOH estan en este juego para lo mismo: acumular capital. Nasralla, siendo sardina, se metio a nadar con tiburones, y ya aprendio rapidito que donde manda capitan no gobierna marinero.

      Respuesta
  • Saul Mejia Landaverde
    el diciembre 23, 2017 a las 12:17 pm
    Permalink

    Por eso votó el pueblo por Nasralla, por ser un tipo inteligente, Que no se va a los extremos como algunos líderes de la Alianza…. en la vida los extremos son malos, hay que mantenerse al centro para no perder la línea…. Excelente Salvador confirmó que no voté mi Voto.

    Respuesta
  • Juan Leonardo Alvarenga Madrid
    el diciembre 23, 2017 a las 10:43 am
    Permalink

    Ya no cabe seguir poniendo la mejilla. Si no hay lucha armada mejor quedarse quieto, ya que el pueblo seguirá poniendo los muertos y los cafres y el dictador seguirán en sus francachelas cuidados por sus perros del ejercito y los chepos rabiosos

    Respuesta
  • Chesley Cantu
    el diciembre 23, 2017 a las 10:06 am
    Permalink

    No desconfíen de Salvador el ha luchado por su pueblo y lo seguirá haciendo pueblo entiendalo !!

    Respuesta
  • el diciembre 23, 2017 a las 10:03 am
    Permalink

    Muy buen análisis, Tomás. Sobre todo lo que explica la posición USA y la de la OEA. Lo de Nasralla es una traición aunque la ingenuidad y otras taras quieran llamarle de otra manera. Pero esto era del todo previsible, si no ahora una vez fuese gobierno. No se deja la lucha unida en un momento en que más bien causa confusión. Ya no sigamos reciclando a personas de este sistema para ponerlas como candidatos. Se requiere alguien del pueblo que no se de vuelta. No quedamos de enemigos con Nasralla pero ya demostró que no es confiable. Ayer las bases estaban divididas y confundidas, pero la chispa de esta lucha es más grande que las malas decisiones de Nasralla.

    Respuesta
  • Jose Antonio Salazar
    el diciembre 23, 2017 a las 9:59 am
    Permalink

    BUENO Y LOS QUE DECIAN QUE YA SE IVAN DE MI PAIS PARA DONDE IRAN A AGARRAR?? SE IRAN A IR PARA VENEZUELA A QUEMAR LLANTAS Y SAQUEAR NEGOCIOS ALLA???? OJALA

    Respuesta
  • Alejandra Ochoa
    el diciembre 23, 2017 a las 9:58 am
    Permalink

    Ay no que amarillistas salvador no traiciono a Nadie se van a llevar una sorpresa ya veran tengo fe en Dios te ese Juan robándo no se saldrá con la de el ?

    Respuesta
  • Pepi Lp
    el diciembre 23, 2017 a las 8:39 am
    Permalink

    Traicion?? Se ocupa mas que una prensa vendida para dividirnos

    Respuesta
  • Belia Del Carmen Moreno Diaz
    el diciembre 23, 2017 a las 8:27 am
    Permalink

    Tenemos un brazo fuerte que es libre ahora tenemos cabeza que es salvador dos brazos fuertes que es liberal y libre y tenemos corazón las iglesias y voca que serán los sindicatos

    Respuesta
  • Jorge Alberto Zelaya Yanez
    el diciembre 23, 2017 a las 8:22 am
    Permalink

    ¿Porqué a la gente no le quedó clara la declaración de Salvador Nasralla? Se los resumo:

    1. El acuerdo legal con la Alianza de Oposición ya expiró porque era solo para el plazo electoral (la alianza en si no es un partido.)

    2. Él continúa en la lucha, a modo personal y continuará apoyando al pueblo.

    3. Ahora el proceso pasa a otro nivel: A partir de Enero se acudirá a las instancias legales internacionales ya que dentro de Honduras no se puede hacer nada.

    Los periodistas preguntaron una y otra vez lo mismo y no podían entender algo tan simple.

    Ineptos todos.

    Respuesta
  • Kevin Josué Menjivar
    el diciembre 23, 2017 a las 8:14 am
    Permalink

    Yo lo llamaría, la estrategia de Nasralla. Algo se trae Salvatore, algo le dijeron en Washington. El sabe lo que hace. Recordemos que EUA, no quiere a Mel. Por ahí viene la cosa. En el comunicado del Depto de Estado, felicitan a JOH, pero al mismo tiempo llaman a los partidos a impugnar.
    Que raro que JOH no ha salido a relucir, ni a celebrar.

    Respuesta
    • Kevin Josué Menjivar
      el diciembre 23, 2017 a las 8:58 am
      Permalink

      Puede ser una estrategia de Mel y Nasralla, hacer creer que están desligados. La ideología de Mel no va de acorde a los intereses de Washington. Recordemos la carta que redactó Mel, dejando en libertad a Nasralla.

      Por otra parte, Honduras es la mejor muestra de la doble moral de EUA, si avalaron un fraude aquí, con que cara podrán juzgar lo que hacen en Venezuela, Cuba, Bolivia o Nicaragua? La OEA no tendría razón de ser, por lo tanto desaparecería. El más interesado en dejar a Nasralla como presidente es Washington, por qué está en juego «El poder de juzgamiento que tienen con los izquierdistas)

      Así que tranquilos amigos, los gringos solo están endulzando a JOH, y luego le darán una patada donde la espalda pierde su nombre.

      Si EEUU avala este fraude, con qué moral va a juzgar a Venezuela? Se les caería el circo de «Democracia» que venden a toda latinoamérica.

      Respuesta
    • Abraham Pavon
      el diciembre 23, 2017 a las 9:43 am
      Permalink

      Teóricamente podría tomarse en cuenta porqué en política no existe nada escrito.U.S.A. no tiene una base militar de adorno de paso los millones que deposita para gastos milirares en la región.

      Respuesta
    • Suyipach Pach
      el diciembre 23, 2017 a las 10:32 am
      Permalink

      Cierto su comentario! Y lo mejor que puede hacer nasralla es separarse de mel . Primero Dios asi sea!

      Respuesta
    • Kevin Josué Menjivar
      el diciembre 23, 2017 a las 1:17 pm
      Permalink

      Estados Unidos sabe, el grave daño que sufriría la economía, que también dañaría a las transnacionales estadounidenses, no le conviene que la gente esté en la calle, si no ponen a Salvador, seguiremos detetiendo ese comercio, que también afecta a las petroleras, agroindustria y otros rubros. Estados Unidos tiene que pensar muy bien. Por un lado mantener a JOH hasta el momento les favoreció, pero por otro lado ahora está el factor «pueblo». Esto que pasó fue solo una pequeña muestra de lo que puede seguir sucediendo.

      Los Estados Unidos, tiene que complacer a esa gente poniéndole al presidente a quien eligieron, que no fue JOH, para sacarla de las calles.

      Respuesta
    • Lilly R Busch
      el diciembre 23, 2017 a las 5:52 pm
      Permalink

      Kevin Josué Menjivar
      Pues mire, en la politica de los Estados Unidos, esa palabra MORAL no existe.
      Lo qué yo creo, es qué le dieron promesas. Ellos siempre hacen eso!
      Se lo hacen a ellos mismos.
      Cuando Hillary y Obama estaban como contendedores para el partido Democratico.
      Obama le hizo promesas a Hillary. Despues de el, ella hiba a tener su turno de presidente.
      Ella tuvo ocho años de hacer, lo mismo qué JOH hizo con Honduras. Puso gente qué hizo lo qué ella queria en el partido democratico.
      Unicamente a ella eso le fallo, pues quien hiba creer qué ese loco llamado Donald Trump le hiba a ganar!

      Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.