Rosa Suazo: entre Pespire y Nacaome al ritmo del folklore

Por: Edgar Soriano Ortiz

Nació  en 1905 en Cacautare, Pespire hijo de  Manuel Suazo y Balbina Salavarría. Su niñez y adolescencia estuvo marcada por la vida de campo y el arraigo a la tradición de las convivencias comunitarias donde la esgrima y el baile al ritmo musical de los conjuntos llenaban de movimiento y sonido la vida apacible y silenciosa sureña.

Rosa Suazo Salavarría,  desde su juventud organizó agrupaciones musicales encargadas de amenizar las fiestas y actos comunitarios.

Junto a su hermana Ubaldina Suazo organizaron el cuadro de danzas de Cacautare, logrando ganar el primer lugar en el primer concurso nacional de danzas folklóricas de 1951 en el teatro Nacional Manuel Bonilla.

Las danzas como Xixique, el sueñito, la correa son algunas de las tradicionales que en Cacautare y sus alrededores los hermanos Suazo junto a otras personas practicaron como herencia asumida de sus ancestros. 

Rosa Suazo,  en la lejanía sureña de una nación con una incipiente red de comunicaciones siempre estuvo al tanto de los acontecimientos políticos.

En 1959 cuando el golpismo intentó derrocar el gobierno republicano que dirigía Ramón Villeda Morales se alistó en Guardia Civil, institución armada por la defensa del régimen liberal. Asumió la dirección en Nacaome de dicho cuerpo armado y se mantuvo fiel a los preceptos de la república liberal frente al golpismo. 

Rosa Suazo murió en 1993 en la comunidad de La Cuesta, jurisdicción de Nacaome. Su paso por la cultura rural sureña y la construcción de convivencias comunitarias con honor y convicción es la prueba de una generación de hondureños y hondureñas que en el siglo anterior pensaban con arraigo en los ideales de la “patria” y su territorio como espacio de vida y cosecha, de maíz y guitarra, y de machete y baile.

Compartir Artículo

Un comentario sobre “Rosa Suazo: entre Pespire y Nacaome al ritmo del folklore

  • el septiembre 30, 2018 a las 4:40 pm
    Permalink

    La información está equívocada, con respecto al impulsor del folkor. No fue Rosa Suazo, si no su hermano Encarnación Suazo (Chon) Junto con su hermana Ubaldina Suazo Zalavarria., hijos de Albina Zalavarria de Suazo.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *