¿SOMOS EN VERDAD CRISTIANOS?

 POR: Arturo Rendón Pineda

“Sé que seré criticado por lo que voy a decir: Me aflige escuchar “los mensajes” de aquellos que se enriquecen con el evangelio,  no tolero que se tomen textos fuera del contexto  para apoyar la  avaricia.- “Una iglesia que no sufre persecución sino que está disfrutando los privilegios y el apoyo de la burguesía, no es la verdadera iglesia de Jesucristo”. (Mons. Arnulfo Romero,)

 Sorprende en gran manera la doble moral que prevalece en algunas iglesias–diz que cristianas. Donde ayer se predicó la solidaridad con los pobres ahora se despotrica contra ellos, donde ayer se protestó contra la injusticia, hoy se hace causa común con ella. 

Cristianos que se aprestan a oprimir a los pobres para aumentar sus riquezas, solo enseñan un cristianismo de Semana Santa que creen hacer méritos ante Dios adornando  calles con  coloridas alfombras para pasear  “veneradas imágenes”. Mismas calles, que el resto del año, permanecen regadas con cadáveres de muertos  encostalados. Cristianos que no se ruborizan–ni protestan ante la violación de las leyes y tanta criminalidad… ¿creen en verdad ser merecedores de llamarse como tales?.-  La desigualdad humana, afirman para aliviar sus conciencias,  pertenece a un designio de Dios,  mientras la injusticia es una fatalidad que estamos obligados a acatar y aceptar “con cristiana humildad”.

 El  Cristianismo que algunos  dicen profesar, ha hecho de la fe cristiana una estrategia  para ganar privilegios ante los poderosos para aumentar  sus lucrativas ganancias. Iglesias Cristianas por medio de  clérigos, sacerdotes y pastores, en muchos lugares y en todo tiempo, han  venido apoyando  dictaduras totalitarias: Franco, Mussolini, Pinochet,  Somoza,  Caria Andino y,  en nuestro caso, dictaduras de nuevo cuño. Las  contrastantes  afinidades  se dan de manera hipócrita porque benefician por igual  a “dignidades sacerdotales” tanto como a grandes predicadores de Iglesias Evangélicas  que predican en “ostentosas iglesias” dotadas con deslumbrantes  instalaciones, que radian sus cultos por propias estaciones de radio y Tv. 

 El Papa Pío XII en la víspera de navidad de 1941, radió  mensajes apoyando a  sanguinarios dictadores como  Hitler y Mussolini. El dictador argentino Jorge Rafael Videla comulgaba en la provincia de San Luis en una iglesia que prohibía la entrada a las mujeres que llevaran minifaldas.  La semana pasada–jueves 22  de Febrero–el Papa Francisco hablo textualmente en contra de la doble moral  de aquellos que  dicen ser  cristianos mientras cometen actos opuestos a la fe.

Durante su homilía papal  agrego: “Si eres un cristiano que explota a otras personas, llevas una doble vida o manejas un negocio “sucio”, tal vez es mejor que no te identifiques como un “creyente” como un cristiano”… sugirió el papa Francisco este jueves en una homilía en Roma, para rematar: “Tantos católicos son así que escandalizan”, “Mejor ser ateo que un católico hipócrita” tomado de Excélsior.- (CNN en Español.)

 ¿Cómo explicarse que las principales religiones  mundiales permanezcan indiferentes ante la abrumadora miseria en la que han vivido millones de seres humanos durante siglos y, más de 4.000 millones en la actualidad?   Las iglesias nada hicieron, ni harán nada mientras forman parte de las planillas oficiales y del tinglado asesor de  Estados opresores, dictaduras militares, teocracias,  monarquías  etc.. ¿Cómo esperar  que estos cristianos que yo llamo de cumplimiento–(cumplo y miento),–hagan algo contra el Orden social en  que se enriquecen, se protegen y al que ellos mismos legitiman?  

Jesús, vino a predicar la  amistad, la humildad, la nobleza, el perdón y el amor mientas y  La Biblia  habla de los dones del espíritu: gozo,  paz, paciencia, bondad,  benignidad, dominio pleno etc. Cristo vino  exhortar a sus seguidores HACER JUSTICIA y como si esto fuera poco recomendando hacerle frente a cualquiera que la incumpla”. ¿Y es que nosotros, “cristianos”, estamos enfrentando a los infractores de la Constitución y las leyes de la república?¿Y qué decir de los encargados de hacer justicia?.

 Iglesias cristianas; (llámense católicos  evangélicos o como se llamen), no adoptan actitudes de humildad que Cristo vino a enseñar con su ejemplo.- Iglesias de corte elitista–que conozco porque he estado ahí–,se asocian y hacen negocios con los poderosos,  ven de menos a los pobres y rechazan en forma despectiva a quienes no comulgan con sus ideas. 

 Cristianos “de sobaco ilustrado” que Caminan con la biblia bajo el brazo mientras abusan del nombre de Dios para inducir  a su causa y conferir legitimidad a su política.  Su mayor blasfemia reside en erguirse por encima de todos en el nombre de Dios. Predican enseñanzas  cristianas con propósitos sectarios  haciendo  de la religión  un lucrativo negocio, mientras que  Jesús  fue crítico de  la opulencia, condeno la esclavitud de la ganancia, llegando  a proponer el acceso al capital “como un derecho humano” y  definiendo “el escándalo de la pobreza”, como un crimen de lesa humanidad…. ¡Y Diréis siempre la verdad aunque te acusen de terrorista!. (Esto lo digo yo)

 

 

 

Compartir Artículo

Un comentario sobre “¿SOMOS EN VERDAD CRISTIANOS?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *