En $100 millones se redujeron reservas internacionales con el cierre de Banco Continental

Por: Carlos Zelaya Herrera

redacccion@criterio.hn

Tegucigalpa.-El cierre del Banco Continental tiene relación directa con la baja de reservas internacionales para el país, que en las últimas semanas han bajado en 100 millones de dólares, pese al ingreso de divisas que en este período del año deja el rubro del café, aseveró el ex presidente del Banco Central de Honduras, (BCH), Edwin Araque.

El antiguo responsable de la banca pública señaló, además, que el pueblo hondureño está siendo sacrificado con el pago del servicio de la deuda externa, por lo que el Presupuesto General de la República, sometido a un profundo análisis en un estudio recién presentado por el Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales, (ICEFI), debe ser reorientado a los sectores de salud y educación.

En el estudio, “Honduras: la política fiscal no mejora el presente ni construye el futuro, análisis del proyecto de presupuesto general de ingresos y egresos de la república para 2016”, el ICEFI señala que el gobierno de Juan Orlando Hernández Alvarado carece de una estrategia clara para disminuir el peso de la deuda pública, estimada en 32 mil millones de lempiras y por la que en los últimos tres años se han pagado unos 80 mil millones y endeudado en una cantidad similar.

Edwin Araque
Edwin Araque

Araque apuntó que la administración paga más de 31 mil millones de lempiras anuales en concepto de servicio de la deuda en desmedro de la inversión en sectores claves del desarrollo como son salud y educación.  En cuanto a la política fiscal la población está costeando más impuestos limitando ingresos y ahorros, que son indicadores que en su conjunto apuntan a más recesión económica.

Además, se limita el comercio y la actividad bancaria se reorientan al consumo, especulación, intermediación financiera y comunicaciones, que es un segmento que no generan empleo; quedan muy afectados rubros de construcción y la microempresa.

Existe una “relación desequilibrio entre presupuestario y conflictividad social, esperemos mayor desigualdad porque este no se convierte en instrumento de desarrollo, sino de más inequidad y más pobreza porque el gobierno atiende a pie juntillas los dictados del Fondo Monetario Internacional, en prejuicio de la población.

De igual forma el gobierno no tiene una estrategia de desarrollo, el plan o la estrategia de país es una letra muerta, no ha servido para nada y ni siquiera hace referencia al Plan de Nación lo que pone en evidencia la falta de vínculos entre un procesos de largo plazo y la parte coyuntural de la economía.

La administración está actuando como un apagafuegos que atiende los dictados del FMI, al que solo interesa que los números se cumplan, no importa lo que esto implique.

En el ámbito político, Araque sostiene que el golpe de estado ha representado pérdidas de dos décadas de desarrollo, restituir o nivelar la economía va a costar mucho porque el país, ante la pérdida del Producto Interno Bruto, (PIB), caso del 3%, no se ha compensado y costará más de dos décadas de inversión público-privada para lograr crecimientos del 6%.

Respecto al cierre de Banco Continental, explicó que en el contexto de contracción económica que en actualmente se encuentra la economía, esta medida que asumió la Comisión Nacional de Banca y Seguros equivale a poner el tapón del pomo a la crisis.

Cerrar un banco eleva al cuadrado los problemas, ese banco manejada alrededor de 7 mil millones de lempiras, cartera de depósitos, 5 mil millones de cartera de crédito, manejada empresas, esto pone en crisis al sector social al  elevar el desempleo y se atenta contra la democracia con el cierre de Diario Tiempo.

Las consecuencias del cierre de Banco Continental  ya las estamos viendo, en las últimas semanas las reservas internacionales de Honduras han bajado en 100 millones de dólares. Noviembre y diciembre son meses en que las reservas internacionales se recuperan, pero vemos esa contradicción que ni con el ingreso de divisas por la cosecha de café esto se vaya logrando.

“Cómo explicar que caigan las reservas monetarias en más de 100 millones de dólares, lo podemos explicar en el pánico y la desconfianza de los depositantes en el sistema bancario hondureño”, concluyó.

Wilfredo Díaz
Wilfredo Díaz

 

Por su parte, Wilfredo Díaz, economista investigador del Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales, (ICEFI), señaló que ningún país alcanza el desarrollo a través del financiamiento en Defensa y Seguridad, rubros privilegiados en el actual proyecto de Presupuesto General de la República que a finales del año será aprobado por el Congreso Nacional.

El experto del ICEFI explicó que cada una de esas carteras ministeriales recibe 6 mil millones de lempiras respectivamente, en tanto que lLa asignación en Salud es casi de 12 mil millones y eso no es un presupuesto equilibrado.

La discrecionalidad  con que se formula el Presupuesto General de la República es similar como cuando los militares reciben la orden de “disparen a discreción”, lo que muestra una desconexión con la sociedad civil, que tiene sus necesidades.

Existe alguna relación del perfil del presupuesto nacional con la firma del acuerdo con el FMI, a lo que Díaz asintió; “se aumenta carga tributaria, recorta gasto social frente a intereses meramente monetarios. El FMI es feliz con  metas cuantitativas, no con las metas de desarrollo”.

La expectativa plantea un cuestionamiento a la ciudadanía, a la que habrá que preguntar “qué resultados espera ante un problema si frente al mismo responde de la misma manera, si se tiene un resultado que se regenera infinitamente y por lo tanto tendrá los mismos resultados”.

¿Entonces, cómo debe de votar la gente? S le consultó; “se es libre de votar, la racionalidad es subjetiva y existe el libre albedrío, pero lo que se tiene que  ver con estudios como el del equilibrio del presupuesto es el impacto de las decisiones que está tomando y si (la ciudadanía toma esas decisiones políticas), entonces no se debe estar quejando”, puntualizó

Compartir Artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *