De 102 asesinatos contra abogados, el 94 por ciento persiste en impunidad

Por:  Carlos Zelaya Herrera

Debido a los altos niveles de impunidad que persisten en este país, ejercer la abogacía, la defensa de los derechos humanos y el periodismo se han convertido en profesiones de indudables riesgos y amenazas.

Abogado Kevin Ferrera asesinado la semana pasada
Abogado Kevin Ferrera asesinado la semana pasada

Un ambiente de terror que  hace pocas horas se ensañó en la vida del abogado Kevin Ferrera, presidente de la juventud liberal y apoderado legal del movimiento de oposición indignada de honduras; y contra el profesional del derecho, Freddy Mendoza, ambos jóvenes fueron acribillados este martes en distintos puntos de la capital.

Además de la misteriosa muerte del abogado Carlos Mejía, acaecida 96 horas antes de estos lamentables crímenes y cuyo cuerpo fue descubierto en su domicilio en Roatán, Islas de la Bahía; y cuya causa de muerte aún no ha sido determinada por autoridades de medicina forense.

A comienzos de este año el comisionado de derechos humanos de honduras, Conadeh, informó que en los últimos cinco años 102 abogados sufrieron una muerte violenta en este país; y que el 94% de los casos ha quedado en la impunidad.

Uno de esos casos emblemáticos fue el crimen del abogado,  Antonio Trejo Cabrera, en septiembre de 2012, representante en una disputa de tierras en la que se devolvieron casi mil 800 hectáreas de tierra a un grupo campesino del Bajo Aguán, en el norte del país,  el cual persiste en total impunidad.

Periodista Alfredo Villatoro asesinado en asesinado en mayo de 2014
Periodista Alfredo Villatoro asesinado en asesinado en mayo de 2014

En tanto el gremio periodístico no olvida el impacto que generó el salvaje asesinato del periodista Alfredo Villatoro, secuestrado en mayo 2014, cuyo cuerpo apareció días después en un sector de la colonia las uvas, al sur de la capital, con al menos cinco disparos, vestido con camisa estilo policial y una venda roja en el rostro.

También el crimen del periodista Aníbal Barrow, en julio de 2013, tras su secuestro a finales de junio de ese año y uno de los pocos casos resuelto de forma satisfactoria por órganos de seguridad y justicia hondureños, entre otros.

Periodista Anibal Barrow, asesinado en julio de 2013
Periodista Anibal Barrow, asesinado en julio de 2013

En mayo de este año el periodista y defensor de derechos del pueblo lenca frente a una empresa hidroeléctrica, fue víctima de intento de asesinato cuando transitaba cerca de un conocido hotel de la capital a bordo de un taxi. 

El Conadeh confirmó que entre el año 2001 y 2015 al menos 63 personas vinculadas a los medios de comunicación habían sido asesinados en honduras, entre 2012 y marzo de 2014, cerca de 111 defensores medioambientales y de la tierra también fueron asesinados en el país.

Entre los que destaca el femicidio político de la líder indígena y ambientalista Berta Cáceres Flores, el 3 de marzo de este año en su casa de habitación en La Esperanza, Intibucá y en el que únicamente los autores materiales han sido aprehendidos.

El 7 de junio el sistema de naciones unidas instó al gobierno hondureño a hacer sus mejores esfuerzos para investigar los crímenes de 107 activistas de la comunidad lésbico, gay, travesti y bisexual cometidos desde el año 2011.

Tampoco se pueden obviar la muerte violenta de más de  400 niños y jóvenes denunciadas hace una par de meses por casa alianza en honduras, ocurridas entre enero y junio de este año, según las estadísticas contenidas en un informa del observatorio de derechos de los niños, niñas y jóvenes que elabora esa organización.

La misma entidad denunció que desde el 27 de enero de 2014, fecha en que el gobierno actual tomó posesión, al 20 de junio del año pasado, al menos mil 496 menores de 23 años habían sido asesinados en honduras.

El congreso de estados unidos analiza la aprobación de la Ley Bertha de derechos humanos en honduras, debido a la impunidad en que persisten unos 300 crímenes de activistas de derechos humanos cometidos en dos años.

De ser aprobada, Washington suspendería el  apoyo financiero a la policía y milicia de honduras, estimada en 17 millones de dólares, en forma directa y 200 millones de dólares de organismos financieros internacionales.

La falta de respuesta adecuada del estado es condenada por la comisión interamericana de derechos humanos, organización de naciones unida, entes europeos; observatorio para la protección de los defensores de derechos humanos; organización mundial contra la tortura y la federación internacional de derechos humanos, entre tantos que rechazan la enorme violencia y falta de justicia que impera en Honduras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *